Un nuevo estudio reveló que comer nueces, entre otro tipo de frutos secos mejoran el perfil lipídico, reducen el colesterol y no afectan al peso ni a la presión arterial. ¡Así que a comer!

En este nuevo estudio que se publicó en  Agencia SINC dijo que el consumo de frutos secos se limitó durante muchos años debido a su alta densidad energética. Pero la opinión anterior de los expertos de vio afectada, en las últimas décadas, debido a que importantes estudios de intervención nutricional sugirieron que pese a su alto contenido en grasa, no afectan de forma negativa al peso corporal.

Quizá te interese:
 Almendras y nueces: Los mejores aliados para tu dieta diaria

A lo contrario con la creencia que se tenía con respecto a los efectos de la ingesta de este tipo de alimentos, incluso podrían ejercer efectos beneficiosos sobre distintos factores de riesgo cardiovascular, como resistencia a la insulina, inflamación, presión arterial o incluso el perfil lipídico.

El reciente resultado fue revelado por investigadores de la Universitat Rovira i Virgili, pertenecientes al Centro de Investigación Biomédica en Red de Fisiopatología de la Obesidad y Nutrición (CIBEROBN), y la Universidad de Harvard.

Es un hecho, el consumo de nueces sobre el perfil lipídico (colesterol total, colesterol malo conocido como LDL, colesterol bueno conocido como HDL y triglicéridos), es totalmente benéfico para la salud.

El trabajo se publicó en The American Journal of Clinical Nutrition y refirió que no todos estos alimentos poseen la misma composición nutricional, ya que difieren mucho de un tipo a otro. Por ejemplo, las nueces son especialmente ricas en ácido grasos α-linolénico y linoleico.

Sin embargo, pese a que existen estas pruebas que sostienen la efectividad de las nueces ante la reducción del colesterol malo en la sangre, existen aún controversias al respecto.

En el estudio estuvieron involucrados, más de mil participantes, para ello se analizaron los resultados de 26 estudios de intervención nutricional con 1.059 participantes. Con ello, los  investigadores concluyeron que en comparación a dietas control, las suplementadas con nueces disminuyen el colesterol total en 6.99mg/dL, el colesterol LDL en 5.51mg/dL y los triglicéridos en 4.69mg/dL.

Quizá te interese:
¿Te gustaría ganar peso de forma sana? Consume estos alimentos

Algo que se tornó con mucha curiosidad es que el consumo de nueces no parece tener efectos sobre el peso corporal o la presión arterial en comparación con las dietas control, a pesar de ser un alimento con una alta densidad energética.

Aún no se conoce de forma exacta el mecanismo de acción pero todo parece indicar que sus esteroles vegetales, ácidos grasos α-linolenico y linoleico, además de los polifenoles pueden ser los responsables de su funcionamiento.

Sus propiedades antioxidantes y antiinflamatorias, podrían interferir en la absorción de colesterol, lo que los convierte en un superalimento.

 

Por: @AzenetFolch