Planea tus compras seguras del Buen Fin y no dejes a la ligera lo que podría salirte más caro en el futuro a mediano plazo. Aquí te damos algunos consejos.

El Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI) puso al alcance de todos, algunas recomendaciones para no caer en manos de maleantes al comprar en línea, por lo que compartiremos contigo lo que debes y no debes hacer para que aproveches al máximo esta temporada de compras masivas.

Quizá te interese:
La inteligencia artificial, nueva aliada contra el fraude financiero

Deberás tomar en cuenta que al comprar en línea, realizarás tus pagos con tarjeta en algún portal, en este momento te pedirán el registro de método de pago y darás datos como el número de la tarjeta, fecha de vencimiento y el número de seguridad. Si la entrega será a domicilio, también deberás dar tu nombre completo y dirección. Por esta razón, podrías proteger mejor tus datos de principio a fin.

  • Lo primero que deberás hacer es conocer enteramente tus derechos antes de proporcionar tu información personal. Podrías optar por pedir el aviso de privacidad, de esta forma tu info se encontrará a salvo.
  • En caso de que te pidieran más información de la necesaria, niégate rotundamente a proporcionarla, podría tratarse de un fraude.
  • Deberás revisar puntualmente que la dirección electrónica en cada página que visites del comercio comience con una figura de un candado cerrado color verde y las iniciales https.
  • En el caso de que la compra sea de persona a persona, es decir, que te comuniquen con atención al cliente, deberás anotar el nombre de quien te atenderá, así como pedir la información de la finalidad por la que te piden los datos en ese momento, esto es para que obtengas la mayor información y ampararte en caso de fraude.
  • Entérate de cambios futuros en el uso de tus datos.
  • Compra solo en tiendas monitoreadas por PROFECO.
  • Recuerda que proporcionar tus datos por un servicio “gratuito” a cambio, no es necesariamente una ganga, tu información es parte del “nuevo petróleo” que es la información.

¡Listo! estás informado y preparado para dar frente a cualquier suceso extraño que te haga dudar de realizar tu compra en algún establecimiento clandestino.

 

Por: Azenet Folch.