El jefe de gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera, y la embajadora de Estados Unidos en nuestro país, Roberta Jacobson, colocaron la primera piedra de la nueva embajada de nuestro país vecino en la delegación Miguel Hidalgo.

La construcción de este edificio de Estados Unidos en la CDMX es un proyecto que refuerza la relación bilateral entre México y el país vecino, consideró el Jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera Espinosa, al asistir a esta ceremonia protocolaria.

Al evento también asistieron el subsecretario de Relaciones Exteriores para América del Norte, Carlos Manuel Sada, y a Alfonso Navarrete, secretario de gobernación.

La sede diplomática se edificará en un predio de 3.4 hectáreas en la colonia Irrigación, de la delegación Miguel Hidalgo. Se caracterizará por su construcción y diseño sustentable; se realizará con un presupuesto de 943 millones de dólares por el consorcio estadounidense Caddell Construction.

Se prevé que de los trabajadores que participen en este proyecto, mil 200 de ellos sean mexicanos.

La embajada estará en operación para 2022 y sustituirá a la actual, que desde hace 50 años se localiza en el céntrico Paseo de la Reforma. Estados Unidos ha tenido embajada en México desde 1898 como «testimonio de la fuerte relación» entre ambas naciones», dijo Jacobson.

La nueva embajada de EU será la más grande del planeta que tenga este país.

“Me parece que lo que está señalando esta obra hoy es la relación México-Estados Unidos, no debemos perderla de vista. Aquí estamos dejando constancia que se puede construir, es una señal de inversión, esta es una señal de confianza en México y nosotros por eso queremos encontrar reciprocidad en estas tareas”, subrayó Miguel Ángel Mancera.

Fotografía por EFE.