Un estudio de la Universidad de California, descubrió que, de cierto modo, los olores de los alimentos engordan. Pero no te preocupes, no significa que al oler la comida aumentarás tallas sólo porque sí, en realidad se trata de ciertas conductas que se desarrollan y que están ligadas con el cerebro.

Mediante un experimento realizado con ratones obesos a los que se alimentó, pero a uno de ellos se le removió el sentido del olfato, se descubrió que quien no olía bajó de peso, mientras que el segundo aumentó, por lo cual se dedujo que el olfato es un factor importante cuando el cerebro asimila los alimentos.

Un estudio de la Universidad de California descubrió que el olor de la comida está ligado a aumentar o disminuir el peso.

taringa.net

Este órgano, además de mandarnos sensaciones y olores de los alimentos que consumiremos, tiene una región dedicada especialmente a procesar la comida donde elige cual almacenar para su aprovechamiento y quema de calorías; de ese modo se controla el metabolismo de nuestro cuerpo.

Según palabras de los investigadores: “Este estudio es uno de los primeros en mostrar que si manipulamos el olfato alteramos cómo el cerebro percibe el balance de energía y cómo lo regula”.

A pesar de que esto aún no se demuestra en seres humanos, se esperan los mismos resultados, y ello nos dará nuevas opciones para tratar la obesidad, una de las principales causas de muerte en el mundo, incluyendo México.

Por: Emmanuel Pérez.