Como te ves, me vi” es una acción del Instituto para la Atención de los Adultos Mayores de la Ciudad de México (IAAM) y el sistema de Bachillerato, Prepa Sí, a través de la cual 520 mil personas mayores se reunirán con 215 mil jóvenes estudiantes.

Esta iniciativa establecerá una red de intercambio de vivencias entre generaciones de 15 a 18 años y adultos de más de 68 años.

Las actividades de convivencia se realizarán en los diversos Centros de Integración de los Adultos Mayores, en la Ciudad de México, durante las cuales se darán pláticas de sensibilización. Además habrá un concurso literario intergeneracional, encuentros de ajedrez, obras de teatro, proyecciones de cine y más.

Con el tiempo crecemos y olvidamos cómo fuimos en el pasado. Y cuando somos jóvenes difícilmente reflexionamos sobre el paso de los años y la conclusión de nuestra vida con la vejez. Afortunadamente el cine nos ofrece múltiples historias que invitan a pensar sobre la vida y su transcurso. A continuación te compartimos tres películas mexicanas sobre la tercera edad.

Quizá te interese: El mejor cine mexicano en la edición 59 del Premio Ariel.

El comienzo del tiempo, Bernardo Arellano

Esta cinta ganó el premio a Mejor Película en el Festival Internacional de Cine de Beijing. Cuenta la historia de una pareja de adultos mayores quienes pierden su pensión y para sobrevivir enfrentan situaciones difíciles como vender sus pertenencias y hasta robar.

No quiero dormir sola, Natalia Beristáin

Amanda es una chica independiente, sin embargo un día recibe una llamada para cuidar a su abuela Lola quien vive sola. Amarrada a sus recuerdos y con los estragos del alzheimer la abuela brindará a su nieta otra perspectiva sobre la vida.

5 días sin Nora, Mariana Chenillo

Nora se suicida pero antes deja la orden de que José, su ex marido, se encargue de los tramites funerarios. Él asume la responsabilidad, pero un día, entre las pertenencias de ella, encuentra una fotografía que revelará un secreto el cual mantuvo desde la juventud hasta el final de sus días.

Por: Eduardo Reyes.